Pescado con mal olor.

El empresario Alberto Fernández,  dueño de la pesquera Fripur,  fue procesado con prisión este viernes por un delito de fraude, informó El Observador y confirmó Subrayado con su abogado Andrés Ojeda, quien adelantó que la semana próxima apelará el fallo.

Fernández fue acusado de vender sin avisar el pescado que tenía como garantía ante el Banco República para cubrir deudas de su empresa.

El empresario estaba citado para este viernes de mañana al Juzgado de Nelson Dos Santos, pero Fernández volvió a faltar alegando problemas de salud. Lo mismo había hecho en anteriores citaciones.

Ante esta situación el juez decidió no postergar más el caso y emitió el procesamiento con prisión.

Al respecto, Ojeda adelantó que si se confirma el fallo pedirá al juez la prisión domiciliaria para su defendido.

Este mismo viernes renunció el anterior abogado de Fernández, Alberto Sanes, por entender que el proceso contra el empresario fue irregular. La citación para este viernes fue enviada el jueves, sin tiempo para preparar la audiencia, señala el abogado.

En un escrito que presentó ante el juzgado, Sanes indicó además que no hay riesgo de fuga de Fernández, que el empresario tiene problemas de salud y que todos sus intereses están en Uruguay.

La fiscal Gabriela Fossati había solicitado prisión para Fernández por la venta de 4.700 toneladas de pescados que estaban en prenda por parte del Banco República y el Banco de Previsión Social.

Los organismos exigían a Fernández unos 12 millones de dólares por impagos. La Fiscalía lo acusó entonces de violar el artículo 12 de la ley 17.228 (disposición de bienes prendados) agravado por el monto del daño.

Deja un comentario