Muchos lo conocieron a Juan, quien, llegó y dijo….

El presidenciable del Partido Nacional estuvo este jueves en Paysandú, donde entre otras cosas dejó inaugurado dos baluartes políticos. Visitó el predio ferial, habló con la gente, por momentos demuestra una frescura y si se quiere una «desfachatez» que le hacen distinto de los demás actores políticos. Si es creíble o no su propuesta, eso entendemos lo dirá el tiempo. Si la gente cree en lo que manifiesta, eso lo determinará la elección de junio. Pero lo que nadie duda es que es un «soplo» distinto en una campaña con descalificaciones y agravios. Propone cosas disparatadas? Quien hoy no lo hace? Busca votos con sus propuestas?, claro que si!!! Pero los demás acaso no hacen lo mismo? Sobre la creación de puestos de trabajo se expresó y lo explicó de esta manera:

Ahora agregó a esa propuesta que rebajaría el precio de los combustibles y con esto estaría dinamizando  y reactivando la economía. Descubre un planeta nuevo cuando manifiesta esto? No !!!, es posible hacerlo? por ahora varios lo repiten, el tiempo dirá si todos aquellos que lo manifiestan están decididos  ha hacerlo. Apeló en Paysandú a los pasivos. Dijo la consabida frase y muletilla que han aplicado a lo largo de la historia infinidad de políticos; mejorar las pasividades más bajas. En Sartori no es creíble? Y en otros si, porqué?.

Hay quienes desconfían de su juventud,  por lo que lo relacionan con impericia a la hora de gobernar. El pueblo uruguayo es en general conservador, esto es innegable. Pero muchos piensan que los más veteranos son los que nos trajeron estas «tempestades», quizás haya que escucharlo y  cada uno aportar sus propias conclusiones. El tiempo y …los votos dirán si Juan y su «gorda billetera» marcan un nuevo rumbo en la arcaica política uruguaya.

Deja un comentario