Fancap se prepara para enfrentar al próximo gobierno.

El gremio de Ancap cuestiona varios artículos del anteproyecto de ley de urgente consideración presentado por el gobierno electo.  Uno de los puntos más discutidos es el que plantea  liberar la importación y refinación de combustible. En un comunicado público hace referencia a dar una «batalla social, unitaria, organizada, clasista y estratégica” contra dicho anteproyecto de ley, que el electo gobierno enviará al Parlamento en los primeros días del mes marzo, luego de que Luis Lacalle Pou asuma la presidencia de la República.

Fancap considera que el articulado del texto  dado a conocer por Lacalle en los últimos días, es “el programa oculto de la derecha (…) neoliberal”.

El sindicato del ente de los combustibles se reunirá en asamblea y mantendrá contactos en el mes de marzo con otros gremios vinculados a la empresa pública.

En esa oportunidad, los trabajadores definirán que acciones tomarán para manifestar su desacuerdo con el anteproyecto de ley.

Deja un comentario