Caraballo se fue a dormir tranquilo, después de rendir cuentas.

En el Espacio Cultural Gobbi,  el Intendente Guillermo Caraballo efectuó este 7 de febrero una Rendición de Cuentas de lo actuado en cuatro años y medio de gestión al frente del Gobierno Departamental. En un discurso que dividió en diferentes ejes temáticos, efectuó una detallada enumeración de las principales acciones concretadas en el presente periodo, desde la órbita administrativa hasta áreas como servicios, desarrollo, obras y descentralización.

Resultado de un trabajo en equipo

De acuerdo a lo expuesto, su trabajo en el periodo se fundamentó en una serie de principios rectores inspirados fundamentalmente en la premisa de fortalecer institucionalmente la Intendencia de Paysandú, devolverle el prestigio y llevar adelante un uso eficiente de los dineros públicos para el desarrollo de una serie de líneas estratégicas, en beneficio de los vecinos de Paysandú. “Nada de esto hubiera sido posible sin el gran equipo que formamos”, expresó el Intendente.

Acompañado por su equipo de gobierno, el Intendente efectuó una reseña de su gestión al frente de la Intendencia Departamental donde destacó  concreciones en áreas centrales de la administración como la generación de infraestructuras barriales y viales; vivienda; jerarquización de espacios públicos; inclusión y desarrollo social, participación ciudadana; descentralización, cultura y desarrollo.

La exposición se llevó a cabo ante una sala colmada por autoridades departamentales, de la Junta Departamental; representantes consulares, de organizaciones sociales; delegaciones del interior departamental y medios de prensa.

“Hay mucha cosas para contar; nada para esconder”, dijo Caraballo al comienzo de su exposición y confesó que a lo largo de toda la gestión siempre tuvo presente que al final del periodo debía subirse a un estrado para rendir cuentas de lo actuado tras acceder al Gobierno Departamental por decisión de la ciudadanía.

“Rendir cuentas y hacerlo así, cara a cara con todos ustedes, es muy bueno para el sentido republicano de una sociedad. Difunde valores de democracia participativa”, expresó.

En cuanto a los “principios rectores” en los que se fundamentó su gestión, refirió al objetivo prioritario de “atender el grave deterioro de credibilidad que sufrían las instituciones” departamentales como consecuencia de “graves y tristes episodios acontecidos”, así como “seguir avanzando en materia de inclusión social y participación ciudadana”; recuperar la infraestructura vial y barrial del departamento, promover la cultura y mejorar la administración y los servicios públicos.

En el marco de una exposición estructurada en distintos ejes, Caraballo se centró en primer término en “fortalecimiento institucional y modernización”, refiriéndose, entre otros  a la temprana realización de una auditoría y posteriormente a la creación de una oficina permanente de auditoría.

“Todos aquellos pagos con empresas contratadas en obras y servicios, deben contar con la conformidad de dicha oficina para efectivizar el pago. Es un gran avance para el manejo claro de los recursos”, explicó.

Aludió a procesos desarrollados en el presente periodo en cuanto a la modernización de los sistemas de cobros y pagos; la transparencia en el sistema de compras y el planteamiento de juicios a deudores contumaces.

“Habíamos dicho que aquellos deudores contumaces que podían pagar, no podían seguir así nomás, porque eran como avivados que estaban viviendo en la sociedad de Paysandú y había que ir a buscarlos”, sostuvo.

Citó el programa de transformación del área de Tránsito, no solamente en la faz administrativa, sino también en la fiscalización, restableciéndose la presencia de la autoridad en las calles; con más inspectores e instancias de información y educación; más operativos de control, incautación de motos en situación irregular, reorganización del tránsito en la zona céntrica, generación de vías preferenciales y extensión de los operativos al interior departamental.

El fortalecimiento institucional de la Intendencia incluyó –explicó el Intendente- la creación de Inspectoría de Control Territorial; la elaboración del Plan de Ordenamiento Territorial; la creación del Fondo de Gestión Territorial para carteras de tierras y la instalación de un sistema de Telegestión, entre otras acciones.

En otro segmento, Caraballo refirió al proceso de urbanización y recuperación de grandes sectores de la ciudad, como los barrios Delpero, La Curtiembre-Casa Molle, Solari y Gamundi, El Roble, Purificación 3 y Domingo Savio, que fueron dotados de infraestructura y servicios, así como la remodelación total de grandes conectores viales urbanos como las avenidas Salto, Soriano y Wilson Ferreira Aldunate, además de arterias claves como Antonio Estefanell, Instrucciones del Año XIII, Entre Ríos y Leandro Gómez, así como obras viales de importante porte en el interior departamental como las que se desarrollaron en Gallinal, La Tentación y Piñera-Beisso.

Muchas de estas obras fueron total o parcialmente financiadas a través del fideicomiso “Paysandú I”, generado por el Gobierno Departamental para la ejecución de obras de carácter estratégico y fuerte impacto en la infraestructura urbana.

También mencionó el proyecto estratégico de generación de los nuevos accesos al Puerto de Paysandú por la zona sur, que contempla el realojo de familias frecuentemente afectadas por las inundaciones y la generación del denominado “Parque La Chapita”, con una inversión global de alrededor de 32.000.000 de pesos.

“Lo más importante es haber sacado a esas familias que estaban viviendo ahí”, aseguró.

También aludió al programa de recuperación de edificios públicos como el Teatro Florencio Sánchez, el ex Cine Astor (hoy convertido en el Centro Cultural Gobbi), el Museo a Perpetuidad, el Estadio Cerrado “8 de Junio”, el Comedor Estudiantil que atiende a 100 jóvenes y la creación de la nueva Biblioteca Pública “José Pedro Varela”, ubicada en el edificio de Paysandú Innova y denominada “del Siglo XXI”, donde además funcionará una Usina Cultural del Ministerio de Educación y Cultura.

Refirió al programa de recambio total de luminarias en todo el departamento, que ya alcanzó la sustitución de 10.000 de lámparas de sodio por artefactos LED, previéndose la colocación de otros 2.700 de naturaleza autónoma.

En cuanto a proyectos de gran porte que marcaron un antes y un después en el Departamento de Paysandú, Caraballo refirió al proyecto integral que viene desarrollándose en el predio de la ex textil Paylana, adquirido por el actual Gobierno Departamental para el desarrollo de un emprendimiento urbanístico modelo, que incluye oferta educativa de la UTEC, instalación de proyectos de desarrollo, una policlínica, un Centro Caif y el emplazamiento de varias cooperativas que construirán 8 complejos de vivienda (unas 1.340 personas), además de una torre con 84 viviendas para jubilados.

“Habrá muchísimos servicios, una Avenida Salto espectacular y enfrente un politécnico de la UTU”, destacó.

Asimismo, la Intendencia realizó una importante inversión (5 millones de pesos) para dotar este predio de servicios de saneamiento y agua potable.

Caraballo también refirió a los múltiples acuerdos alcanzados con OSE para la ejecución de obras de extensión de redes de saneamiento en todo el departamento; al proceso de regularización de los barrios IC y a las diversas modalidades de generación de nuevos planes de acceso a la vivienda, en acuerdo con organismos nacionales.

Nuevos horizontes de desarrollo

En relación al eje denominado “Cultura y Desarrollo”, Caraballo, entre otros proyectos y programas, aludió a “El Paysandú que queremos”, que permitió la identificación de nuevas líneas estratégicas de desarrollo para nuestro departamento, lográndose financiamiento para diversos programas en áreas como tecnología, turismo, logística, cultura, producción, pequeñas y medianas empresas, al tiempo que se concretó la generación de un Centro de Competitividad Empresarial que se instaló en la ex Paylana con participación de varios organismos del Estado.

En este segmento también hizo mención al proceso de impulso y fortalecimiento de la actividad de los artistas locales; la revalorización del Carnaval, la generación de propuestas como “La noche de las librerías”, el “Microteatro postindustrial” y la “Heroica Cómic”, así como políticas en el área turística que permitieron la recuperación de las playas de Paysandú (certificadas durante cuatro años consecutivos), la generación de un Centro de Visitantes en la Meseta de Artigas y un proceso de fortalecimiento y mejoramiento de la actividad de los complejos turísticos termales, lográndose un incremento sostenido en la cantidad de turistas que visitan nuestro departamento.

Recordó la creación del Área de Ferias y Artesanías, así como la inauguración de la Escuela Departamental de Artesanías “Albar Colombo y Julio Barrios”.

En el área de deportes, destacó especialmente el  incremento de las actividades que se desarrollan en los complejos “Juan Camandulli” e “Irene Sosa”, así como la creación de un Centro Integral de Atención al Deportista que funciona en el Estadio Cerrado “8 de Junio” y atiende integralmente a futbolistas de divisiones formativas.

Inclusión y desarrollo social

Caraballo también  se refirió a logros en el área de “Inclusión y Desarrollo Social”, deteniéndose en la reforma y reorganización de los Hogares Estudiantiles de nuestra ciudad y de Montevideo, así como la próxima apertura de un nuevo hogar en la ciudad de Salto.

También aludió al convenio con el Ministerio de Transporte y Obras Públicas que posibilita el traslado gratuito de 77 estudiantes del eje de Ruta 26 a la Escuela Agraria de Paso de los Carros, así como otras 8 líneas que se pusieron a disposición de 277 estudiantes de todo el departamento para acceder a diferente centros de estudio.

“Esto es dar oportunidades a los gurises que tienen dificultades”, enfatizó.

Enumeró el desarrollo del programa “Jóvenes con futuro”, el convenio con el Sistema Nacional de Cuidados, la declaración de Paysandú como “Comunidad Solidaria con el Alzheimer” y el fortalecimiento de los Centros Caif que funcionan bajo la órbita de la Intendencia Departamental, así como la innovadora experiencia que constituye el desarrollo de los programas “Un niño, un instrumento”, “Del pago al palco” y “El butacazo”.

En cuanto a políticas de género, recordó la decisión de transformar la denominada “Casa del Intendente” en “Casa de breve estadía”, espacio para albergar transitoriamente a mujeres víctimas de violencia doméstica.

“Fue una decisión acertada de este Gobierno Departamental”, enfatizó.

En los últimos 4 años y medio, el Presupuesto Participativo fue fortalecido y modificado para garantizar el cumplimiento de su cometido fundamental en cuanto herramienta de participación ciudadana, siendo dotado de más recursos, mayor transparencia en sus mecanismos y una visión estratégica que le permite la ejecución proyectos de gran porte, que generan un importante impacto en las comunidades.

El Intendente informó que en el presente periodo esta herramienta invirtió alrededor de 75.000.000 de pesos.

Gestiones en el exterior del país

En el periodo el Intendente, que presidió el Comité Hidrovía del Río Uruguay y ejerció la vicepresidencia del Congreso de Intendentes, también encabezó gestiones en el exterior con el objetivo de generar posibilidades de intercambio a todo nivel, como su visita a Silicon Valley en Estados Unidos y al Foro de Ciudades Hermanas de Wuhan en China.

El proceso de acercamiento y fortalecimiento de las relaciones bilaterales con China se tradujeron en una serie de intercambios a todo nivel con el país asiático, así como la llegada de importantes donaciones para la nueva pista sintética de la Plaza de Deportes, así como audio y luces para el Florencio Sánchez y para el Espacio Cultural Gobbi.

Servicios

En relación a “Servicios Públicos”, Caraballo destacó el incremento de la cobertura de contenedores de residuos, la formalización del trabajo de los hurgadores; el incremento del control de caballos sueltos en la vía pública, así como la generación de nuevos acuerdos con la organización Amigos de los Animales y la prohibición de las carreras de galgos, entre otras acciones.

La exposición del Intendente fue completamente traducida a Lengua de Señas por Graciela Rodríguez, del Centro de Investigación y Desarrollo para la Persona Sorda.

En el último tramo de su alocución, ya rodeado por los integrantes de su equipo de gobierno, de cuyos integrantes destacó el compromiso y las ganas, el Intendente expresó su gratitud con todos quienes aportaron a la concreción de los objetivos trazados por el Gobierno Departamental en el presente periodo y dejó una última frase:

“Entenderán si les digo que esta noche voy a dormir tranquilo con la sensación del deber cumplido”, finalizó diciendo.

 

 

Deja un comentario